EXIGEN QUE TRATEN A SUS HIJOS COMO A LAS TORTUGAS

Existen pueblos en Andalucía donde hay laboratorio y rayos x para las tortugas y no para las personas.
En Carboneras es preciso recorrer más de 120 km, hasta Almería para una simple radiografía. La Junta de Andalucía se gastó más de medio millón de Euros en dotar de quirófano y otros medios un Centro de recuperación de especies amenazadas y ello en una comarca que por no tener no tiene ni pediatra para los niños. Posiblemente fuera una medida electoralista, para evidenciar a la galería lo importante que son los  animales marinos. Entra en lo posible que veamos pronto una ley que permita a las tortugas ejercer el derecho al voto. 

También podría interesarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *